Después de haber presenciado unos 10 ó 12 casamientos, incluido el mío, puedo afirmar sin el menor atisbo de duda que lo mejor que pueden hacer los jueces es limitarse a leer el acta o lo que tengan que leer y no agregar nada porque, digan lo que digan, quedan inexorablemente como unos boludos.


2 comentarios cómplices:

Nice dijo...

jajaja totalmente cierto, debería ser delito que los jueces se salgan del contexto escrito

Marcelo Cafferata dijo...

No solamente se tendrian que abstener de agregar cosas los jueces sino para los que todavia siguen rituales por iglesia o templo, el mutis por el foro debiera hacerlo tambien el cura, rabino o similar....
Todo lo que se diga en ese momento, poco/mucho tiempo despues quedará inexorablemente prescripto.
Y hasta que la muerte nos separe! Jua!