La sábana y la frazada deben sujetarse a los pies de la cama
doblándolas por debajo del colchón. Despreocuparse y dejarlas colgando
es una actitud de petiso, y ya sabemos que todos los petisos son
jodidos.


1 comentarios cómplices:

La Rubia dijo...

si, si, pero tambien sabemos OTRA cosa de los petisos.