Y ahí es donde empieza la tragedia: en la pregunta.

0 comentarios cómplices: